Estanterías de madera: una tendencia que no pasa de moda

Última actualización: 02.04.20

 

La madera es una fibra natural con gran atractivo y grandes propiedades. Entre ellas destaca su resistencia, tacto suave y estabilidad, al ser incorporada en una estructura. Por ello, es una de las materias primas favoritas de los fabricantes de estanterías.

Este material definitivamente no pasa de moda y se adapta a muchos estilos. En este sentido, es posible que encuentres entre los catálogos de compra algunos diseños naturales en donde destaca la madera pulida o rústica, así como también otros que han sido barnizados en tonos discretos o por el contrario, en colores bastante llamativos.

Sin duda, incorporar una estantería a nuestro hogar es una buena alternativa, debido a que estas estructuras son bastante funcionales, decorativas, se adaptan a cualquier estancia y lo mejor es que con algo de ingenio podremos reinventar su estilo fácilmente.

 

Acerca de las estanterías de madera

Las estanterías de madera son un tipo de mobiliario que presta un gran servicio en nuestros hogares u oficinas. Entre ellos podemos mencionar el hecho de mantener en perfecto orden nuestros libros, discos compactos, figuras de acción coleccionables, los juguetes de los niños, objetos decorativos, artículos pertenecientes al área de la cocina, plantas, floreros, entre otros. Gracias a las estanterías podemos distribuir todos estos objetos fácilmente, con el propósito de tenerlos siempre a la mano, ahorrando espacio dentro de cada estancia.

Por otra parte, tenemos su función estética. Y es que debido a la variación en el diseño de su estructura, podremos brindarle un plus de color o distinción a los distintos espacios.

 

Tipos de estanterías de madera

Son muchas las empresas dedicadas a la fabricación de las estanterías de madera, por lo que no es de extrañar conseguir una gran variedad de tamaños, diseños y colores. Recuerda que existe un modelo para cada estilo de hogar, siendo necesario revisar cuidadosamente las opciones ofertadas por las distintas casas fabricantes. Para que la compra sea todo un éxito, no dejes de contrastar el espacio que tienes destinado para la instalación, con las dimensiones de la estructura. Asimismo, verifica el nivel de soporte. A continuación, te presentamos algunos de los modelos de estanterías de madera con mayor popularidad y puedes encontrar algunos tipos aquí:

 

Estanterías decorativas

Entre la gran variedad de modelos de estanterías tenemos los de tipo decorativo que a su vez se dividen en dos formatos. En primer lugar, tenemos las estructuras pequeñas, que generalmente combinan un fondo de vinilo o tapizado con paredes en madera esmaltada. Su capacidad de soporte es realmente limitada, siendo adecuada para que coloques sobre ella un libro o alguna figura decorativa.

Por otra parte, encontrarás otro modelo de estanterías de mayor tamaño y que destacan por poseer un diseño convexo o cóncavo, generando así cierto volumen visual que resulta bastante atractivo y elegante.

Con respecto a estos modelos, no podemos dejar de mencionar que es muy frecuente el uso de tonos naturales para la madera y que el espacio disponible para la colocación de los objetos es limitada.

 

 

Estanterías ramificadas

Este tipo de estanterías poseen una estética alusiva a la forma ramificada de un árbol. Se trata de un concepto bastante osado, elegante y vanguardista que captará las miradas de los visitantes. Además, la estructura es espaciosa y robusta, lo que te permitirá disfrutar de un espacio adecuado para soportar objetos de mediano peso y tamaño como libros, jarrones o cualquier figura decorativa que desees.

 

Estanterías temáticas

Cuando se trata de instalar una estantería en la habitación de los más pequeños de la casa, las opciones se tornan un poco más divertidas y llamativas. Los expertos generalmente proponen estructuras temáticas que sean funcionales, decorativas y que al mismo tiempo sean del agrado de los niños.

La estantería en forma de casa es una de las más adquiridas por los padres, ya que ofrece el espacio suficiente para soportar los libros infantiles o algunos juguetes de pequeño tamaño.

Sin embargo, encontrarás otros modelos alusivos a pequeños aviones, camiones, personajes de los dibujos animados, entre otros. Es cierto que estos formatos son un poco más limitados con respecto al espacio, pero finalmente aportarán un toque  original y colorido a los espacios.

 

Estanterías sin topes laterales

Estamos acostumbrados a que la mayoría de las estanterías posean topes laterales que sirven de soporte para evitar que los libros, vinilos o discos compactos se vuelquen. Sin embargo, existen modelos que omiten esta parte de la estructura, ya que simplemente están compuestos por dos o más piezas de madera fijas en la pared de manera horizontal.

Lo mejor de estos diseños es que se adaptan con gran facilidad al resto de la decoración establecida en la sala, poseen una superficie espaciosa y crean un campo visual bastante amplio en el área en donde han sido instalados.

 

 

Estanterías con formato geométrico

Las estanterías cuyo formato es de tipo geométrico son generalmente estructuras de pequeño tamaño, que tienen como particularidad el hecho de poder ser combinadas, dependiendo del gusto de la persona. En este sentido, tendrás que poner a prueba tu creatividad para crear un concepto asimétrico que sea llamativo.

Estas estanterías pueden ser hexagonales, en forma de círculo, cuadrado, rectángulo o triángulo. Asimismo, sus tonalidades varían entre un tono unicolor, natural o multicolor.

 

Estanterías modulares

Las estanterías modulares tienen entre sus principales ventajas el poder adaptarse a cualquiera de las estancias de tu hogar, ya que poseen un diseño bastante minimalista, espacioso, robusto y acogedor. Además, estas estructuras ofrecen un gran número de compartimentos, que te permitirán almacenar con comodidad cualquier tipo de objetos en sus módulos. Gracias a dichas características, los compradores consideran estas estanterías como un mobiliario básico que no podemos dejar de adquirir.

 

Estanterías colgantes

Las estanterías colgantes no son más que algunas baldas de madera sostenidas por cuatro tramos de soga, que se encargan de reemplazar los tradicionales topes laterales. El extremo superior de la soga se sujeta al techo o a la pared, dependiendo del espacio dispuesto y de tu gusto.

Estéticamente, estas estanterías aportan al salón un estilo bastante fresco y atractivo. Sin embargo, un aspecto negativo es su falta de estabilidad, siendo necesario que tomes algunas precauciones y no soportes en ella ningún objeto que pueda romperse.

 

Deja un comentario

avatar
  Suscribir  
Notificar de