Los escáneres departamentales son la última ayuda para agilizar el trabajo de oficina

Última actualización: 23.07.19

 

Uno de los principales inconvenientes que nos ha traído la llegada de la administración electrónica es la necesidad de escanear cantidades ingentes de documentos. Es cierto que este proceso, al final, ayuda a simplificar todo lo que tiene que ver con el almacenamiento de dichos documentos y su tramitación posterior, dado que no es necesario manejar papel físico sino documentos escaneados. Pero, en paralelo, surge la necesidad de contar con una herramienta que escanee estos documentos de forma eficiente.

En esta tarea es donde los nuevos y mejores escáneres departamentales se convierten en el mejor aliado. Este tipo de escáneres incorpora todas las mejoras del momento, dependiendo siempre del modelo claro, de modo que no tengamos más que cargar esos documentos para que se escaneen de forma eficiente. Un segmento del mercado en el que el fabricante Brother es uno de los más destacados, tal como podemos ver en su modelo Brother ADS-1700Wl.

 

Un escáner para pequeña y mediana empresa

El escáner departamental Brother ADS-1700W es un producto diseñado para un nivel de carga de unas 1.000 imágenes o escaneos diarios, por lo que es útil tanto para pequeñas como para medianas empresas, e incluso para su uso en administraciones públicas. En caso de ser necesario, este fabricante cuenta con modelos con una mayor capacidad de escaneo, de modo que la cantidad diaria de imágenes a procesar se incrementa hasta lo que sea necesario.

A fin de ahorrarnos tiempo de escaneo, el producto trabaja a una velocidad de 25 páginas por minuto en blanco y negro o en color, que puede llegar a las 50 páginas por minuto gracias a su capacidad para escanear en modo de doble cara. Una función automatizada que se activa solamente cuando el escáner detecta este tipo de impresión, a fin de ahorrar espacio de almacenamiento y hacer más ligeros los documentos. No obstante, en este aspecto encontramos uno de los puntos débiles del dispositivo, dado que la capacidad del alimentador es de solo 20 hojas, lo que no casa bien con la velocidad que estamos comentando.

 

 

Al menos, el proceso de carga es extremadamente sencillo, ya que basta con colocar los documentos en el alimentador de la parte superior del dispositivo, pudiendo el operador ir realizando otras operaciones mientras esos documentos se escanean. Para evitar que las copias se desperdiga tras el escaneo, el dispositivo cuenta también con una bandeja de salida en la parte inferior, manteniendo los mismos bien ordenados en el mismo orden en el que se escanearon originalmente.

 

Calidad del escaneado

A fin de ver claramente los documentos escaneados, el producto cuenta con una resolución de trabajo de 600 x 600 en modo óptico, aunque si activamos la interpolación del escáner la misma se incrementa hasta los 1.200 x 1.200. Un escaneo con una calidad de 256 colores en modo de escala de grises y de color de 24 bits, en caso de los documentos  a color. Así que no tendrás problemas para obtener imágenes de alta calidad y documentos que puedan leerse sin complicaciones.

Este escaneado puede ejecutarse sobre todo tipo de documentos, con un límite máximo en lo que al tamaño de papel se refiere de formato A4. La ventaja de este modelo es que el producto no incluye las molestas guías propias de otros equipos, sino que basta con centrar los documentos en el alimentador del escáner para que el producto los cargue y los reconozca correctamente. Algo que nos permite escanear diferentes tamaños de documento en un mismo lote. También podemos escanear documentos en forma de tarjeta, como puedan ser carnets de conducir, de identidad o tarjetas bancarias, para lo que el dispositivo cuenta con un puerto pensado a tal efecto.

 

Control

Como último aspecto destacado es necesario hablar del sistema de control del producto. Algo que añade un extra de calidad al procesamiento de los documentos y ahorra tiempo a la hora de escanear. En concreto, el modelo dispone de una pantalla táctil desde la que podemos controlar todas las funciones. El arranque del escaneo es tan sencillo como pulsar una tecla y empezar como los documentos empiezan a desfilar.

 

 

Por si esto fuera poco, el producto dispone también de conectividad WiFi, para hacer aún más fácil el proceso y prescindir del PC. Esta conexión nos permite enviar estos escaneo directamente a una carpeta de red, a un servidor FTP o incluso enviarlos por correo electrónico a un buzón predeterminado. Unas soluciones con las que es más fácil elegir la conectividad que más nos convenga y hacer aún más eficiente ese proceso de transferencia de los documentos. Una amplia conectividad que se remata con un puerto USB situado en la parte de atrás, para que te lleves los documentos físicamente escaneados en cualquier dispositivo de memoria.

Por cierto, otra de las funciones a las que nos permite acceder este modelo es a las herramientas y apps para móvil del escáner. Estas apps hacen aún más fácil el trabajo en movilidad, en oficinas móviles o en cualquier parte, sin necesidad más que del escáner, conexión WiFi y un smartphone. La app comparte la sencillez de uso del dispositivo que hemos visto en el modo de uso con pantalla táctil, así que mantiene la productividad necesaria para sacarle el máximo partido al mismo.

 

Precio

Cerramos nuestro análisis con la parte más dolorosa del mismo, que es la del coste del dispositivo. Este modelo tiene un coste en torno a los 275 euros, de modo que es algo más caro que otros modelos que podamos encontrar en el mercado. De todos modos, es una inversión que vas a amortizar en poco tiempo gracias a la rápida velocidad de escaneado del dispositivo y a la considerable comodidad que nos ofrece. Suficiente para que el usuario del escáner pueda ahorrar tiempo y ser más productivo a la hora de digitalizar documentos. Algo que, a la larga, ahorrará dinero y amortizará el dispositivo.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...