Los lápices escáner, la alternativa a las apps para escanear texto

Última actualización: 23.07.19

 

Es sabido que el smartphone se ha encargado de eliminar buena parte de los elementos que, hasta ahora, nos acompañaban en nuestra vida diaria. Ya no es necesario llevar una agenda en papel porque nuestros contactos y nuestras citas están en el móvil. Lo mismo pasa con la música en MP3, el GPS o incluso la cartera, puesto que las diferentes aplicaciones móviles que tenemos a nuestra disposición permiten prescindir de todos estos elementos e incluso pagar con el móvil, para que no llevemos ni cartera.

Este aspecto también afecta al escáner cuando se trata de trabajar en movilidad. Hoy día, son muchas las aplicaciones que nos permiten escanear documentos de forma sencilla y convertir este texto en imágenes, que podemos almacenar en nuestro equipo, o bien en texto en formato OCR, que podemos editar de la manera que más nos convenga.

Sin embargo, tal como pasa con los reproductores MP3, en el caso de las apps de escaneo también tenemos alternativas interesantes con las que ser más productivos e ir directamente al grano de aquello que queramos escanear. Hablamos de los lápices escáner, similares en tamaño y forma a un subrayador, con los que podemos ir extrayendo del texto aquellos elementos que sean de nuestro interés. Veamos cómo funcionan estos dispositivos y qué podemos hacer con ellos.

 

Cómo funciona un lápiz escáner

Un lápiz escáner es un dispositivo de pequeño tamaño que consta de un cuerpo principal y una pequeña punta plana y transparente .Una vez en servicio, esta punta se ilumina por el efecto del láser empleado para leer los documentos. Esta es la zona que debemos pasar sobre el texto que debamos escanear, a fin de que el láser lo reconozca y se encargue de transferir al ordenador lo que estemos escaneando. Por su parte, la activación generalmente se ejecuta  al apoyar la punta de escaneo en el documento, lo que permite ahorrar energía en los modelos dotados de baterías.

 

 

El proceso es, en general, bastante rápido, aunque es cierto que este tipo de dispositivos requieren de mucha precisión a la hora de señalar el texto que queremos escanear, así coma la hora de mover el escáner. Este movimiento debe ser constante y una cierta velocidad, de modo que permita que el escáner lea el contenido que pretendemos escanear de forma provechosa. Si lo hacemos demasiado rápido o en un ángulo inadecuado, es probable que no obtengamos ningún resultado positivo.

 

Ventajas del lápiz escáner

Entre las ventajas que tiene este dispositivo, una vez que hemos aprendido a controlarlo, está la de trabajar de forma más rápida de lo que lo haríamos con un móvil a la hora de tomar pequeños extractos del documento con el que estemos trabajando. Con este dispositivo no es necesario coger el móvil, echarle una foto a la imagen, seleccionar lo que queremos escanear y espera que el proceso se complete. En el caso de estos dispositivos basta con marcar y escanear, tal como haríamos con un subrayado.

Adicionalmente a lo planteado, muchos modelos tienen también una función de traducción directa en nuestro smartphone u ordenador. Así que si estamos leyendo un texto en otro idioma y no entendemos el significado de una palabra, la app se encarga de traducir la misma con solo escanearla. Algo parecido a lo que ocurre con las tarjetas de visita, que pueden escanearse directamente para ir guardado su contenido en nuestra agenda.

 

Inconvenientes de un lápiz escáner

Uno de los principales inconvenientes de este dispositivo lo hemos comentado ya y está relacionado con la forma en que lo tenemos que usar. Dado que el desplazamiento debe hacerlo el usuario, es recomendable dedicar algo de tiempo a tomarle la medida al escáner, para que el avance del lápiz escanear tenga la velocidad adecuada. También es clave que enfoquemos perfectamente el mismo en el centro de la línea, para evitar que pueda colarse texto de la línea superior o inferior a la que queremos escanear.

Por otra parte, estos dispositivos también tienen el inconveniente de ser adecuados para escaneos pequeños pero no tanto si los mismos son largos. Imaginemos lo que podría ser escanear un documento impreso en formato A4, con más de 50 líneas, empleando uno de estos dispositivos. Perderíamos mucho tiempo y, seguramente, el resultado no sea el más adecuado.

 

 

Hay un tercer factor que influye en este tipo de productos y tiene que ver con su precio. Como veremos a continuación, en los modelos destacados, el precio de unos de estos dispositivos no suele bajar de los 100 euros, por lo que no es un gadget barato. Más aún considerando las aplicaciones tan concretas que tienen. Pero aún así, sepamos más de los modelos más destacados del momento.

 

Modelos destacados

Para que sepas de qué estamos hablando con productos concretos, vamos a ver algunos de los mejores escáneres destacados del momento. Uno de ellos es el IrisPen Air. Este modelo tiene el diseño que hemos comentado y nos ofrece tanto la opción de reconocimiento como la de traducción de este texto. También nos permite enviar el mismo a nuestro móvil o PC, empleando para ello la tecnología Bluetooth, que prescinde de los cables. No obstante, para transferir a PC si es necesario cable o bien esa conexión Bluetooth. Su precio ronda los 150 euros.

Algo más barato es el modelo ScanMarker Air, que mantiene las funciones que hemos comentado a la hora de escanear, traducir texto y reconocer cualquier contenido que subrayemos, incluyendo códigos de barras. Puede conectarse tanto por cable como por Bluetooth, dependiendo de lo que necesitemos, siendo compatible con Windows, Android o iOs. Su precio es algo más económico, en torno a los 110 euros.

La opción más económica de las tres que hemos analizado es el C-Pen TS1 Bundle. Un modelo que mantiene las funciones ya mencionadas en lo que a capacidad de leer texto y transferirlo a nuestro equipo se refiere. Este modelo tiene un diseño algo más compacto, que permite usarlo con mayor comodidad, aunque esto se debe a que es un modelo con cable, sin posibilidad de uso inalámbrico. De hecho, solo puede usarse en ordenadores con Windows, no siendo apto para móviles. En cuanto a su precio, este se queda en unos 80 euros aproximadamente.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...