Un puntero láser pone en riesgo el despegue de un vuelo de Fuerteventura

Última actualización: 19.11.19

 

El uso de los punteros láser puede ser para bien o para mal, pero en este caso, una persona o un grupo de personas se ha encargado de dificultar el proceso de despegue de un vuelo comercial que partía desde el aeropuerto de Fuerteventura, por lo que las investigaciones están en proceso y él o los culpables podrían enfrentar fuertes multas.

 

Los punteros láser como herramientas

Un puntero láser es un equipo capaz de modificar su longitud de onda y potencia para emitir un haz de luz que, dependiendo de su capacidad, puede alcanzar largas distancias y ser percibido por el ojo desnudo a plena vista. Sin embargo, se debe tener cuidado cuando se emplea este tipo de equipos, ya que algunos pueden tener la potencia suficiente como para causar daños en la vista.

Por lo general, para saber qué puntero láser comprar, muchos usuarios tienen en cuenta el uso que le van a dar y, generalmente, estos usos son domésticos o laborales. Pueden ser utilizados en presentaciones escolares o de tu oficina, así como también para estudiar las constelaciones del cielo nocturno o para simplemente divertirse con las formas de los haces.

Puedes adquirir este tipo de productos en cualquier tienda en línea, ferretería o juguetería, pero debes estar muy atento a su potencia y capacidad, para evitar hacer mal uso del puntero.

 

 

El incidente en Fuerteventura

Eran aproximadamente las 22.00 horas cuando el domingo 28 de julio, un vuelo comercial que tenía pautado su despegue para esa hora se vio interrumpido por la detección de un haz de luz láser iluminando la cabina del piloto.

El personal de la aeronave informó a la torre de control del aeropuerto de Fuerteventura, ubicado en el municipio Puerto del Rosario, el avistamiento del haz y éstos se encargaron de dar parte a la Guardia Civil de Las Palmas.

El despegue del vuelo se vio retrasado y afectado por esta acción y, por ende, los representantes de Guardia Civil comenzaron una investigación para dar con el autor o los autores del hecho, quienes se enfrentarían a demandas por violaciones del código civil español.

 

Consecuencias para el o los implicados

Tal y como se interpreta lo expresado en el artículo número 35 de la Ley de Seguridad Ciudadana, se considera una infracción grave el proyectar haces de luz, sin importar el dispositivo, hacia los pilotos y conductores de todo tipo de medios de transporte que, de alguna forma, puedan afectar su capacidad para maniobrar los vehículos y causar cualquier accidente.

Si se determina que el o los implicados han violado este artículo de seguridad civil, podrían enfrentarse a multas que varían desde los 300.000 euros hasta los 600.000 euros.

Debe hacerse hincapié en los riesgos que implica esta práctica, dado que, por ejemplo, los pilotos de avión deben aclimatar su visión nocturna al apagar las luces de la cabina para poder visualizar mejor la pista de aterrizaje y esto se ve frustrado cuando los haces de luz iluminan la cabina e interrumpen el proceso de aclimatación.

Este hecho podría ocasionar un mal manejo de la aeronave en fases de vuelo tan delicadas como el despegue y el aterrizaje, donde toda la atención, tanto del piloto como del copiloto, deben estar centradas en maniobrar los controles para poder realizar un buen trabajo y así mantener a salvo tanto su persona como la de sus pasajeros y personal de cabina.

 

Otro caso similar al de Fuerteventura

En el año 2015 se suscitó otro incidente similar, cuando un vendedor que, deambulaba por los alrededores del aeropuerto, comenzó a apuntar un haz de luz láser a un vuelo comercial que se disponía a despegar de la pista del aeropuerto a eso de las 22.00 horas igualmente.

No obstante, la denuncia fue realizada por otro vuelo que pretendía aterrizar en la pista cuando fueron sorprendidos por el puntero láser del vendedor quien seguía con la peligrosa práctica. El personal del vuelo no dudó en contactarse con la Guardia Civil de Las Palmas quienes, en conjunto con la descripción de los pilotos y los tripulantes, pudieron encontrar al responsable y ponerlo bajo la jurisdicción de las autoridades.

 

Recomendaciones para el uso de punteros láser

Los punteros láser tienen mucha utilidad en diversos ámbitos, pero deben ser siempre manejados con cuidado para evitar accidentes. Las clases de punteros láser deben ser estudiadas para poder adquirir un dispositivo que sea lo más inofensivo posible para la vista. Sin importar que se trate de un juguete o una herramienta, existen algunas recomendaciones que podrías aplicar para hacer un buen uso de este tipo de aparato y evitar accidentes o daños a ti y a otras personas.

 

 

En cuanto a las recomendaciones indicadas, primero debes saber que la retina del ojo humano es una capa protectora que cubre el iris y si se ve dañada de alguna manera, la visión también se verá afectada.

Muchos estudios han demostrado que, si se apunta directamente un haz de luz lo suficientemente brillante a la retina, ésta puede romperse o desprenderse, en algunos casos de forma irreparable, por lo que se aconseja evitar mirar directamente el haz de luz, aún si se tiene protección o se conoce la intensidad de la longitud de onda y esta se considera inofensiva.

Además de lo mencionado, también se le recomienda a la población en general hacer un uso responsable del dispositivo y evitar utilizarlo en lugares donde puedan afectar a conductores o transeúntes, ya que el cegamiento producido por el haz, puede desorientar a las personas notablemente y, dependiendo del escenario, las consecuencias de esto podrían ser muy peligrosas.

Por otro lado, si vas a estudiar el cielo nocturno por pasatiempo o trabajo, procura hacerlo en un espacio abierto y a una hora adecuada para evitar encontrarte con vuelos en el aire mientras analizas las constelaciones, ya que, si el láser es lo suficientemente potente, podría alcanzar la altitud de vuelo de un avión comercial que es, aproximadamente, unos 12.000 metros de altura.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...